Diario Chipiona -      
    Diario Chipiona -  Santos:Benito
Federer se ve con ventaja para la final

El suizo Roger Federer, número uno del mundo y finalista de Wimbledon, manifestó hoy, en Londres, que el partido de mañana ante Rafael Nadal se disputará en su superficie favorita, la hierba, y que él tiene más experiencia ya que es la primera final del español en ese torneo.


Añadió que será un partido "interesante" y aseguró que, a un día del gran duelo, sólo tiene "el título" en mente. Finalista de la final masculina del torneo más prestigioso del mundo sobre hierba, el primer favorito, y defensor al título -ganó las tres ediciones anteriores, ante el australiano Mark Phillipousis (2003) y contra el estadounidense Andy Roddick (2004 y 2005)-, admitió a un día del gran enfrentamiento en la "Catedral" del tenis que nunca antes le había resultado "tan fácil" llegar a la última ronda.
La explicación que dio el helvético se apoya en su buen tenis. "He jugado muy bien. Me he mantenido siempre en control en cada partido y me he tomado extremadamente en serio, desde el principio, este torneo", dijo.
Sobre Nadal, admitió que en el pasado había disputado con el español "buenos partidos", y observó que "obviamente, ha ganado más que yo". Federer admitió que "ojalá fuera diferente", aunque observó que "es mejor que la estadística negativa tenga que ser contra el número dos del mundo que contra el 50. Es mejor así".
Sobre sus habilidades en el césped, el primer favorito señaló que disfrutaba con todos los aspectos de su juego: "A veces, me gusta subir a la red, otras, moverme bien, jugar desde el fondo, probar diferentes golpes, jugar más defensivo".
Preguntado por la rivalidad existente con el jugador de Manacor, que recuerda a antiguos enfrentamientos de viejas leyendas como Bjorn Borg, John McEnroe o Boris Becker, recordó que habían disputado "en unas cuantas ocasiones" y dijo que se alegró cuando Nadal se recuperó de su lesión.
"Siempre es decepcionante cuando sabes que uno de tus principales rivales tiene que quedarse fuera viendo los partidos desde casa, por causa
de una lesión. Me pasó a mí en octubre, cuando me lesioné un ligamento y vi cómo jugaba el en Madrid, o viendo a Berdych ganar París. No es
divertido, porque piensas que podrías ser tú el que podía estar allí compitiendo por el título".
Recordó que tanto él como Nadal habían "peleado el último año por el número uno. Antes, me tocó con Lleyton (Hewitt), y Andy (Roddick) o nos pasó a mí y a Marat (Safin) y quizá me ocurrió también con Andre (Agassi) en algún momento".
"Me alegro de haber tenido esos momentos de rivalidad con todos esos jugadores y ahora me toca con Rafa y creo que es genial que vayamos a volver a jugar en otra final de un Grand Slam. Creo que es emocionante para el tenis", añadió.
También señaló las diferencias que planteaban las superficies de tierra y hierba. "Obviamente, ahora es diferente. Hablamos de la pista central en Wimbledon. En tierra, estamos en su superficie favorita, y ésta es la mía, y esto cambia mucho las cosas".
Subrayó que el español, de 20 años, "lleva la presión extremadamente bien. Lo demuestra cómo defendió el Abierto de Francia. Es muy joven, pero ahí demostró lo fuerte que es".
"Nunca ha estado en una final de Wimbledon y no sé lo importante que es esto para él o si significa más que Roland Garros. No lo sé. Pero yo ya me he visto en esta posición y quizá pueda jugar con algo de ventaja por esta experiencia", dijo.
Ante la observación de un periodista, que le comentó que Nadal no había perdido, todavía, su servicio, en lo que iba de competición, comentó: "Deberían haberle roto en unas cuantas ocasiones".


   


Diario Chipiona
Contacte con nosotros